Menu & Search
Situaciones Incómodas

Situaciones Incómodas

Fotografia de Rodney Smith.

 Hace varios meses iba súper tranquila a trabajar en mi bici la mar de feliz y de repente un hombre trajeado en moto me grita GOOOORDA!!!!!,  os explico estábamos en un cruce y si yo no iba rápido el tenía que esperar para girar la calle. Pensé será gilipollas le enseñe un dedo y obviamente no me dio la gana de ir rápido. Una vez llegué al trabajo mi cabreo iba en aumento pues pensaba que el tema de los insultos se había quedado en el instituto y que yo no iba gritando por la calle CALVO, ALTO, DELGADO, etc…

Luego reflexionando se lo comenté a unos amigos y me contaron que no hacía mucho unos trabajadores que estaban limpiando las calles les habían gritado, ” Vaya par de maricones” y la verdad es que te quedas tieso, no acabas de asimilar lo que te acaban de decir. Luego entras en la fase rabiosa y luego pasas por que total al que te lo ha dicho no le conoces de nada y te importa un pito lo que ande diciendo por ahí.

Situaciones de este tipo me han pasado muchas supongo que cómo a vosotros y quería contarlo por que aunque la mayoría de días esto sería una anécdota a veces si te pilla de bajón puede ser una lanza para tu autoestima, con esto os quiero decir que nos pasa a todo seamos cómo seamos y que a veces contarlo ayuda a quitarle hierro al asunto.

5 Comments

  1. 4 años ago

    Algo parecido me sucedía el año pasado y se pasa mal. En mi caso, por diferentes circunstancias, pasé una mala época y adelgacé diez kilos en mes y medio, con lo que estaba bastante delgada. Tanto en la calle como en mi círculo cercano no dejaba de oir comentarios respecto a mi figura: que si parecía una anoréxica, que si por la calle la gente me miraba, que parecía que estaba enferma… comentarios que deberían obviarse porque, tanto gorda o delgada, nadie tiene derecho a comentar tu físico de forma despectiva. En mi caso sí, estaba muy delgada, pero nadie sabía la razón y dolía que te recordaran a diario las consecuencias de una situación emocional delicada.

    Y también respecto a todo esto, una amiga ha centrado su tesis doctoral en cómo y cuánto nos afectan los típicos piropos que se dicen por la calle y da mucho que pensar. A ver si logro acceder a algún documento y os lo hago llegar, porque puede pareceros interesante :)

  2. Inma Rodríguez
    4 años ago

    Entiendo tu enfado, a mi me ocurre algo diferente pero parecido, porque resumiendo estas situaciones acontecen por la falta de civismo y de educación existente en el individuo. Te cuento:

    Desde hace algún tiempo soy efecto yoyo total espero que esta fase termine pero me cansa escuchar tanto por parte de mi entorno como de semidesconocidos como la cajera del super el “Chica pero como te engordaste cuidate un poquito” en fase bronca o el “Uy pero que bien que delgadita te estas quedando otra vez” en fase felicitación.

    A lo mejor como llevo sufriendo con esto del fisico durante años soy muy aprensiva pero me molestan estos comentarios porque me parecen superficiales y de una falta de educación brutal.

  3. 4 años ago

    Yo procuro engordar mi EGO y tenerlo en un lugar tan alto que nadie lo puede tocar, y lo más curioso es que un ego se percibe y hasta los más tontos lo perciben, jajajjaa
    Mil besossssssssssssss

  4. Muy cierto :) normalmanete te la sopla, pero si te pilla en esos días en que te crees un 0 a la izquierda, en que te ves mal con todo, en que todo te sale mal… aaaaaaaaaaaay :(

  5. fabiola
    4 años ago

    Pues a mi también me paso algo parecido sin embargo el tipo educamente me pidió disculpas no siempre son así pero de que hay gilipollas los hay…un sobrino me hablo de tu pagina y me parece fabulosa tengo 42 años pero me encanta como vistes en alguno q otro vestuario pues te copiare jajaja porque aveces no se que ponerme y aunque tu eres jovencita pues hay medelitos que una de 42 si que puede ponerse…..un beso y muchas felicidades me encanta lo que escribes y tu ropa

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies